domingo, 12 de enero de 2014

La yeya

Tanto en dibujo como en pintura el retrato es todo un reto para cualquier persona que dedique parte de su tiempo a este arte milenario. Tras bastantes horas de entrega he aquí el resultado de una lucha cuerpo a cuerpo con el rostro de una de las personas a quien más miro y admiro, mi madre, que ahora es "la yeya".
Óleo sobre lienzo

5 comentarios:

  1. ¿Es tuyo, Carmen? UALA, ¡está genial!

    ResponderEliminar
  2. Y eso que los retratos son bien difíciles...

    ResponderEliminar
  3. Y eso que los retratos son bien difíciles...

    ResponderEliminar
  4. ¿Es tuyo, Carmen? UALA, ¡está genial!

    ResponderEliminar
  5. Si, es mío aunque lo hice con la ayuda de un profe magnífico. Gracias por tus comentarios.

    ResponderEliminar